Portada-playa

Porque merecemos un feliz verano: !A proteger la salud! (+Galería)

Opinión Últimas publicadas

Con su arrancada crecen las expectativas y las familias abrazan la posibilidad de disfrutar de playas, ríos, piscinas y otros atractivos y es que el verano es eso, alegría.

Y suele ser tan desmedida en algunas ocasiones que nos olvidamos de que la sana recreación debe ir acompañada de indispensables medidas que protejan la salud y el bienestar de todos. Inadecuadas conductas pueden provocar accidentes, ahogamientos e incrementar la incidencia de enfermedades transmisibles.

En esta etapa crece el traslado de personas de un lado a otro, sobre todo a las zonas de playas y en muchas ocasiones se observa a no pocos viajeros descuidar elementales reglas de precaución. Las bebidas alcohólicas se convierten en un enemigo potencial y su consumo por parte de algunos conductores no solo compromete la propia vida, sino la de los pasajeros. 

La familia debe prestar especial atención a los adolescentes, pues dada su inexperiencia asumen posturas peligrosas como, por ejemplo, intentar cruzar el brazo de mar que separa a El Socucho de Playa La Boca y es que  muchos intentan demostrar habilidades en natación o en la pesca, seguros de que nada va a sucederles, sin embargo, la experiencia demuestra que en estos meses,  aumentan los ahogamientos a causa de las constantes indisciplinas de los bañistas.

Recomendamos: Centros educacionales de Puerto Padre se transforman en villas de verano (+Audio)

Yanelis del Carmen Pascual Alonso, especialista de Promoción y Prevención de Enfermedades, en el territorio, recomienda a los padres mantener una constante vigilancia, principalmente en las áreas de baño; los niños siempre necesitan la mirada previsora del adulto.

Los lugares de veraneo son propicios para la intimidad, argumenta Pascual Alonso, personas que se conocen y en breve deciden tener sexo, incluso sin protección, por eso insiste:

Hay que llevar siempre el preservativo para evitar las infecciones de transmisión sexual y los embarazos no deseados.

PREVENIR PALABRA DE ORDEN

La posibilidad de exhibir hermosos cuerpos tras varios meses de ejercicios y de dorarse son algunos de los motivos que hacen «olvidar» los efectos negativos de la excesiva exposición al Sol; olvido que con el tiempo puede conducir a la aparición de quemaduras, el envejecimiento prematuro y del cáncer cutáneo.

Otro de los riesgos potenciales en las vacaciones es el incremento de las enfermedades diarreicas agudas. Pascual Alonso, aconseja lavarse las manos antes de preparar, servir o comer alimentos, después de ir al baño o de cambiar pañales, también, higienizar las frutas y verduras que se consumen crudas y beber agua potable, previamente hervida y con hipoclorito de sodio.

De vital importancia resulta la elaboración y correcta conservación de las comidas. No pocos puertopadrenses, acostumbran a llevar el almuerzo a las playas y un inadecuado almacenamiento causa la proliferación de bacterias e intoxicaciones alimentarias. Se recomienda guardar la comida en termos y solo transportar dulces que no contengan merengues ni cremas,  porque el tiempo entre su elaboración y consumo excede el tiempo establecido.

Ser precavidos garantiza a la familia el disfrute de un verano con salud, tras de varios meses de intensa faena. En las manos de todos está hacer de estas vacaciones una temporada placentera, que forme parte de un buen recuerdo.

Vea aquí: Primeras luces en Playa La Boca, en Puerto Padre (GALERÍA)

http://www.radiolibertad.cu/2017/06/05/primeras-luces-en-playa-de-puerto-padre/

Equipo Web Radio Libertad

Equipo de Redacción Digital de Radio Libertad

http://www.radiolibertad.cu/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *