El deporte en Cuba rumbo a Tokio: recuento del 2020

Deporte

La Habana.- La lucha contra la Covid-19, la preparación desde las casas, las bases de entrenamiento en varias provincias, certámenes mayormente virtuales y el comienzo de la Serie Nacional de Béisbol marcaron al deporte de Cuba en el recién  concluido 2020.

Sin olvidar el principal evento, los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, pospuestos para 2021, los Centroamericanos y del Caribe de 2022, y los Panamericanos de 2023, la dirección del Instituto Nacional de Deportes, Educación Física y Recreación (INDER) movió sus piezas y se ajustó a la realidad impuesta en todo el mundo por el nuevo coronavirus.

Los especialistas del Instituto de Medicina Deportiva no dudaron en dar el paso al frente en el combate directo a la pandemia, al igual que trabajadores de las Escuelas de Formación de Atletas de Alto Rendimiento y de otras instalaciones, que se convirtieron en centros de aislamiento.

Por cerca de ocho meses los atletas de las preselecciones nacionales convirtieron sus casas en gimnasios y áreas de entrenamiento, siempre bajo la dirección por diversas vías de los colectivos técnicos, en busca de mantener la forma física, en espera del retorno a la nueva normalidad.

Varias disciplinas, principalmente las comprometidas con la cita de la capital japonesa, aprovecharon las provincias que se encontraban en la fase tres para las bases de entrenamiento, y otras utilizaron las instalaciones de los territorios de sus atletas, en todos los casos bajo el estricto cumplimiento de los protocolos sanitarios.

La variante de eventos virtuales en algunos deportes fue otra de las vías utilizadas, ya que fueron muy pocos los torneos que pudieron mantener sus fechas y sedes, algunos de estos clasificatorios para Tokio, como son los casos de los de la lucha y el taekwondo (marzo) y el judo (noviembre).

También tuvo accionar el levantamiento de pesas en la Copa Mundial de Roma, Italia (enero), mientras que los atletas priorizados del atletismo cumplen actualmente una base de entrenamiento en Portugal.

Varios deportistas contratados en ligas extranjeras tuvieron o tienen una actuación sobresaliente, fundamentalmente en el béisbol, voleibol, ciclismo, polo acuático y baloncesto.

Aunque en noviembre se efectuó el Match de Retadores del Boxeo y la Gala de Campeones de lucha y la del judo (diciembre), el único certamen nacional que pudo comenzar (septiembre) y continuar hasta la final de siete juegos a ganar cuatro (28 enero-5 febrero), es la edición 60 de la Serie Nacional de Béisbol, incluido su Juego de las Estrellas (noviembre).

Innovaciones como la designación del Jugador de la Semana y las medidas adoptadas para acortar la duración de los partidos han sido aplaudidas por los seguidores del pasatiempo nacional.

En el último reporte oficial de la dirección del Inder -8 octubre-, la cantidad de clasificados para Tokio son 41 y cuatro atletas olímpicos y paralímpicos, respectivamente, repartidos en ocho y tres deportes, en ese orden, cifras que deben aumentar con la incorporación de otras disciplinas pendientes de torneos clasificatorios y cierres de rankings.

Sobre los primeros se informó que el atletismo tiene 14, repartidos en siete hombres y siete mujeres, la lucha (12/9-3), el tiro (5/3-2), el canotaje (4/2-2), la gimnasia artística y el pentatlón (2/1-1 cada uno), taekwondo (1/1-0) y el ciclismo (1/0-1).

En cuanto a las disciplinas paralímpicas la situación se caracteriza de la siguiente forma para-atletismo (2/1-1), para-natación (1/1-0) y para-tenis de mesa (1/0-1).

(Foto: Archivo)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *