Pensar como pueblo es también pensar como país

Opinión Puerto Padre

El alza de los precios de productos y servicios, en Cuba, a partir del día cero, por más anunciado que estuviera, vino de porrazo para los cubanos, sobre todo por el valor desmedido de algunos, como ocurrió en la Gastronomía.

Sucedió en Puerto Padre y en casi todo territorio nacional: inquietudes, quejas, inconformidades, cuentas y más cuentas, y explosiones de comentarios que trajeron como consecuencia la revisión inmediata de los listados de precios en el país.

Dijo el Presidente de la República ante la Asamblea Nacional: «Se revisará lo que haya que revisar y se corregirá lo que deba y pueda ser corregido», y por ese camino andan las autoridades en cada territorio. Los medios nacionales son un reflejo de lo que acontece.

Pero a mi juicio el entusiasmo por la Tarea Ordenamiento y la subida de los salarios en términos de miles cegó la objetividad y los análisis.

A tiempo estamos todavía. Nuestro pueblo está convocado a pensar como país, pues en este contexto es imprescindible que nuestros administrativos también piensen como pueblo, acuñando la frase del  colega Addiel Bermúdez Bermúdez.

No demos caldo de cultivo al enemigo que aprovecha las brechas y errores para desatar su furia contra la Revolución y los cubanos.

Las malas decisiones en los territorios no pueden dar al traste con los marcados objetivos del impostergable cambio del escenario económico cubano que recoge la Tarea Ordenamiento, para vivir mejor, en el país digno por el que apostamos la inmensa mayoría de los nacidos en esta Isla.

(Imagen de Archivo)

Karina Polo Tamayo
Karina Polo Tamayo

Licenciada en Marxismo-Leninismo e Historia en la Universidad de Holguín. Por azar hace 19 años conoció el oficio del periodismo y quedó atrapada en los vericuetos de la profesión. Jefa del Departamento de Programación e Información en Radio Libertad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *